jueves, 17 de septiembre de 2015

Charangos al Oeste: comienza un nuevo ciclo


Importantes músicos inauguran la propuesta artística en cercanías de la capital argentina




Charangos al Oeste

Centro Cultural Nuevo Encuentro

Bartolina Bar

French 117 – Morón

Provincia de Buenos Aires

Argentina

Sábado 12 de septiembre de 2015







El impulso del ciclo “Charangos en Argentina”, realizado desde 2001 en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires ha permitido materializar el proyecto en otras regiones. En esta oportunidad el oeste del Gran Buenos Aires, zona periférica de la capital argentina, se beneficia una propuesta auspiciosa. Grandes artistas proponen un encuentro mensual con las diferentes músicas abordadas por este instrumento.

Abre el recital el Dúo Ranieri – Negri, integrado por el charanguista Damián Ranieri y le guitarrista Leandro Negri, quienes a través de un repertorio de música nacional nos adentran en un íntimo coloquio de cuerdas. Damián, nacido en 1977, ha cursado estudios en la Escuela Superior de Arte “Leopoldo Marechal”, en el partido de La Matanza y ha formado parte de los conjuntos La Cruz del Sur (Ensamble de Cuerdas Latinoamericanas) y Tinenti Trío. Por su parte, Leandro, nacido en 1980, es docente, compositor e intérprete. Es miembro de El Guitarrazo, Orquesta Escuela de Guitarras. La primera obra es Milongueo del ayer, del afamado compositor Abel Fleury (1903 – 1958). Más cercana en el tiempo es La cuequita…de Adriana Lubiz, artista que compartirá su arte esta misma noche.



Damián Ranieri



Gustavo “El Cuchi” Leguizamón ha sido uno de los compositores más prolíficos en la historia de la música de raíz folklórica argentina. Nacido en 1917 en Salta, el Cuchi era un gran admirador de la música de Bach, Mahler y Stravinski, así como de la de Enrique Villegas, Chico Buarque y Vinicius de Moraes, entre muchos otros. Leguizamón ha obtenido numerosos reconocimientos por su obra artística, aunque seguramente el mejor ha sido la tremenda vigencia de su obra hasta nuestros días. Falleció en su ciudad natal en noviembre del año 2000. El Dúo Ranieri – Negri nos regalará algunas versiones de este legado salteño.      Para entonar la hermosa Zamba del laurel (Armando Tejada Gómez y Gustavo Leguizamón) se presenta en el escenario la cantante Mariela Volpe, quien brinda junto a Damián y Leandro una versión intensa, plena de musicalidad.




Mariela Volpe



Con toques precisos que destacan la sutileza de cada tema, el Dúo continúa la interpretación con la Zamba de los mineros (Jaime Dávalos y Gustavo Leguizamón) y la chacarera de Cachilo Díaz La humilde.




Leandro Negri

El cierre de esta presentación está dado por el célebre Carnavalito del duende, a través del cual aparece una vez más el genio del “Cuchi”, esta vez en coautoría con Manuel José Castilla.

                                                                 

Docente, compositor e intérprete, Pilo García comenzó su formación artística a los diez años de edad. Ha participado en festivales internacionales y compartido escenarios y grabaciones con los músicos Román Lacrouts, Karl Struyf, Bruno Arias, Pablo Guyot y Marina Luppi entre muchos otros. Entre sus últimas producciones destacamos la música para la película “Humano (Sudamérica renace)”, de Alan Stivelman, los discos solistas “Del otro lado” (2014) y “Yupaychay” (2015) y la obra “Puentes” (2014), compartida con su colega peruano Fred Arredondo.

Pilo García


En esta oportunidad Pilo nos ofrece un repertorio que alterna composiciones propias con obras de raíz folklórica latinoamericana. Entre las primeras destacamos Apurímac, tocada en ronroco y dedicada a Fred Arredondo. El nombre hace referencia al departamento del sur peruano y proviene a su vez del río homónimo que discurre por el mismo. El vocablo procede del quechua Apu Rimaq (“el Dios que habla”). Pilo encuentra inspiración en las bellezas naturales de esta región y las traslada a un lenguaje musical desgranado sutiles notas que evocan la serenidad andina. A continuación podemos disfrutar de Texturas, una de sus composiciones más aclamadas, perteneciente al CD “Alturas”  (2010). El título hace honor al complejo y exquisito “entramado” musical de una obra plena de sentimientos. Ha sido interpretada por su autor en el Festival Internacional “Charangos del Mundo” (Cusco, 2011) y grabada por el conjunto colombiano Apalau.






Del repertorio ecuatoriano llega Vasija de barro, de Carlos Gonzalo Benítez y Luis Alberto Valencia. El tema surge tras una invitación cursada al Dúo por el reconocido artista plástico Oswaldo Guayasamín en noviembre de 1950. En la reunión, en la que participaban otros artistas e intelectuales, uno de los invitados, Jorge Carrera Andrade, quedó prendado del cuadro “El origen”, que representa a una madre con su hijo en el vientre.  Carrera Andrade tomó un libro y comenzó a escribir los primeros versos de la que sería una famosa canción, inspirándose en la obra plástica. El pintor Hugo Alemán Fierro compuso la segunda estrofa, Jaime Valencia—también pintor—la tercera y el poeta Jorge Enrique Adoum la cuarta. En conjunto se decidió nombrar a la composición “Vasija de barro”, que poco tiempo después tendría música y se convertiría en éxito mundial a partir de la versión del Dúo Benítez – Valencia. La recreación de Pilo García destaca las intensas notas del tema original potenciando su belleza.
Para su versión de Río abierto (recopilación de Jorge Milchberg) Pilo llama a su amigo Silvio Fraga, quien lo acompaña en guitarra para brindarnos una excelente versión, plena en sus serenas notas. La presentación del artista de Haedo finaliza con el tema instrumental más difundido de Víctor Jara: La partida.



Pilo García y Silvio Fraga


Silvio Fraga es uno de los grandes guitarristas de nuestro tiempo. Es docente en la Escuela Municipal de Música “Julián Aguirre” de San Miguel, Buenos Aires. Con Silvia Carabetta integra La Revancha Dúo. Ha actuado junto a María Laura Caballero, Pilo García y Cordal Trío, entre otros grandes artistas nacionales. Recientemente ha participado en el 4° Festival de Guitarras Argentinas que tuvo lugar en la ciudad bonaerense de Pilar.


Silvio Fraga



El repertorio que nos ofrece Silvio se aleja en gran medida de lo más difundido, permitiéndonos acceder a composiciones de gran riqueza musical. La primera de ellas es la Chacarera tenebrosa (1986) del reconocido compositor tucumano Juan Falú. La obra desgrana notas de gran elocuencia, abordando nuevos caminos sin dejar totalmente los rasgos propios de la chacarera. Carlos Moscardini, nacido en 1959, es uno de los grandes compositores de música de proyección folklórica. Su obra Triunfo (Al caer la tarde), de 2007, abreva del ritmo que le da título pero a su vez explora otros significados en el fascinante mundo de la composición e interpretación guitarrística. De esta manera nace una composición novedosa y referente de estos tiempos. Silvio Fraga hace gala de su profundo amor por el instrumento, con toques precisos, plenos de musicalidad.

De Gustavo Santaolalla (1951), el consagrado compositor argentino, Silvio nos ofrece una serie de obras entre las que se destaca Iguazú. Ha sido incluida por su autor en el álbum “Ronroco” (1998) y posteriormente formó parte de la música incidental de la película “Babel”, de Alejandro González Iñárritu (2006). Fraga recrea con respeto y admiración el entramado sonoro del tema en esta variedad de charango algo mayor que el tradicional. Del mismo autor es De Ushuaia a la Quiaca, cuyo título está tomado de la megagira emprendida por León Gieco y el propio Santaolalla por toda la República Argentina, brinda novedosas sonoridades que amplían el repertorio del charango, universalizándolo.








Tonada triste es una obra instrumental del charanguista Horacio Durán, compuesta para el grupo Inti-Illimani y dedicada a la memoria del cantautor chileno Víctor Jara Martínez. Ha sido grabada en 1998 por el mencionado conjunto trasandino en un CD que sólo se editó en los Estados Unidos bajo el título “Lejanía”. Se trata de una composición de singular belleza y también de profunda melancolía, tal como su título sugiere. Tocada por Silvio en charango, esta tonada nos emociona profundamente. Esta noche asistimos a un estreno por parte del intérprete. Se trata de Pasarero, del aclamado cantautor entrerriano Carlos Aguirre. Para recrearla, Silvio invita al escenario al guitarrista Benito Grande, quien lo acompañará hasta el cierre de su presentación.




Benito Grande



Las dos últimas melodías son tocadas a dúo de guitarra y guitarrón: Canción chiquita, de Roberto Calvo, y el chamamé El porã, del recordado Horacio Castillo. Es esta última una versión brillante, como broche de oro de una presentación inolvidable.






El cierre de esta primera noche de Charangos al Oeste está protagonizado por el Trío Lubiz – Pérez – Villalba.  Adriana Lubiz (charango) es una experimentada artista que ha formado parte de los conjuntos Abya Yala (1990) y La Cruz del Sur (2004) entre otros. En 2001 participa de la creación del espacio “Charango Argentino” junto a Luis Pérez y Carlos Ochoa, ciclo que es hoy un importantísimo referente en la difusión de la música de este instrumento en la zona metropolitana de Buenos Aires y sus alrededores. A fines de 2014 Adriana presentó su libro “Caminos de sonidos y colores…¡Charango Argentino!”, obra que recopila por primera vez la historia de este instrumento en el país, citando las voces de importantes músicos y luthiers de esta parte de América.



Adriana Lubiz


Luis Pérez (guitarra y cuatro) es, al igual que Adriana, músico y docente. Es miembro fundador de los ciclos “Charango Argentino” (2001) y “Cuatro Argentino” (2012), ambos con la importante tarea de apoyar y difundir la labor de los músicos que ejecutan esos instrumentos en nuestro país. Entre 1976 y 2006 ha realizado una importante gestión desde la Secretaría de Cultura y Educación de la Nación.


Luis Pérez


Raúl Villalba es un gran percusionista que se luce en Renaceres Trío y en el conjunto que hoy nos ocupa, con el cual se ha presentado exitosamente en los festivales “Sonamos Charangos” y “Noche de Charanguistas”, ambos celebrados recientemente en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.


Raúl Villalba


El rico repertorio latinoamericano del Trío comienza con la interpretación del huayno Ven a mí, una de las obras más trascendentes de William Ernesto Centellas (1945 – 2009). Este compositor e intérprete ha sido una de las personalidades más destacadas de la cultura boliviana del siglo XX; ha compuesto más de doscientas obras y girado por América, Europa y Asia cosechando éxitos en toda latitud. La versión de Lubiz, Pérez y Villalba, respetuosa de la belleza original de la obra, rebosa musicalidad. Por su parte Cocha (Ojito de agua), de Adrián Otárola es una composición original que apareció por primera vez en el disco “Chile y América” del grupo Huamarí en 1971.





La notable conjunción instrumental de Adriana, Raúl y Luis nos permite adentrarnos en el mundo musical de nuestra Patria Grande en renovada cosmovisión. El tema que sigue es el candombe Veo, del compositor argentino Fede Comín, nacido en 1976. Adriana interpreta un charango en re y Luis uno afinado en si. Le siguen dos cuecas que suenan muy potentes, destacándose Raúl Villalba en la ejecución del bombo. El siguiente segmento consta de dos obras en las que Luis Pérez “da cátedra” interpretando el cuatro: la primera de ellas es la una melodía tradicional de las Canarias compuesta originalmente para timple (instrumento musical de cuerda pulsada originario de esas islas españolas). La segunda obra es la celebérrima Caballo viejo, del recordado artista venezolano Simón Díaz, cantada con hondo sentimiento por el propio Luis.

El lucimiento de Adriana en la melodía Otoñal, del compositor chileno Ítalo Pedrotti, es directamente proporcional a la belleza del tema original, potenciado por el bombo y la guitarra. A la hora de los bises llega Charanguito, de Ana Céspedes y Javier Angulo, muy difundida por el joven músico jujeño Bruno Arias:

Por esa ingrata,
Por su cariño
Me estoy muriendo

Coreada por el numeroso público presente, la canción no parece presagiar el final del recital, que llega con la participación de todos los artistas que tocaron esta noche. El tema elegido es la cueca Chimba Chica, de Jaime Torres y Néstor Lazo, en hermosa versión colectiva.




Agradecemos la gentileza de cada uno de los artistas participantes


PRÓXIMA FECHA:



2 comentarios: